cirugía ultra-mínimamente invasiva guiada por ecografía para fascitis plantar

Más del 10 % de la población sufre de fascitis plantar, y cuando los tratamientos conservadores fracasan nos planteamos la cirugía. ¿ En qué consiste la cirugía de la fascitis plantar? La cirugía ultra-mínimamente invasiva guiada por ecografía se realiza con anestesia local, sin hacer isquemia, lo que permite reducir el riesgo de trombosis o infección en pacientes con insuficiencia vascular u otros problemas circulatorios o en pacientes con diabetes. Además la ecografía permite controlar, de forma precisa, la liberación de la fascia. Todo con una incisión de tan solo 1-2 mm que no requiere dar puntos. Otra ventaja de hacer un procedimiento tan poco agresivo es que nos permite operar los dos pies a la vez. El paciente sale andando de la consulta y en un mes notará cambios notorios de su recuperación. ¿ Cuándo se realiza esta cirugía? Cuando los tratamientos conservadores con fisioterapia han fracasado  Ultrasonido, masajes, punción seca, EPI, EPTE ( Estos dos últimos se realizaran cuando la fascia plantar tiene un proceso de degeneración, es decir, cuando estamos ante una fasciosis plantar). Hay veces que se nos presenta casos que no han realizado tratamiento conservador y el tejido esta tan deteriorado que hay que saltarse las escalas de tratamiento para poder sacar adelante la lesión.   Diferencias  significativas entre cirugía ultra-mínimamente invasiva guiada ecografía y la cirugía convencional.   cirugía ultra-mínimamente invasiva guiada ecografía Se puede realizar en consulta Sales andando No se dan puntos Se puede operar los dos pies a la vez No se realiza isquemia lo que nos permite operar casos que con cirugía abierta tiene más riesgo de no salir adelante. Recuperación más rápida...